Semana 16

Y, bueno, todas las que han pasado sin que escriba nada, ejem.

Voy a intentar resumir los acontecimientos más importantes del último mes (vale, y pico), porque pretendo hacer un diario físico con todo esto, y no quiero olvidarme de nada.

En la semana 11 escribí que los ascos ya me estaban abandonando, pero fue una falsa alarma. Creo que no me empecé a encontrar bien hasta casi la semana 14-15. Hasta entonces aún tenía sensación de asco y estómago revuelto cada tarde/noche, había muchas comidas que no quería probar ni por wifi y me provocaban náuseas infinidad de olores. Pero desde hace casi 2 semanas ya me encuentro bien todo el día y hasta he empezado a comer más sano y equilibrado. Sin ir más lejos, este ha sido mi desayuno de hoy:

desayuno

Yogur griego natural con kiwi, chía, lino dorado, copos de avena y miel.

Antes de conseguir el positivo no habría probado el yogur griego y en su lugar habría usado leche de avena, por ejemplo, pero ahora mismo el yogur me apetece MUCHO. Miel tampoco habría usado… Pero son pequeños caprichos de embarazada que me permito.

Siguiendo con la semana 11, el día 1 de Marzo tuve la ecografía del triple screening. La primera eco de la Seguridad Social. El bollito medía ya 4,98cm y parecía estar todo bien, aunque la verdad es que durante la eco no nos dieron demasiada información que digamos, y yo no quise preguntar mucho porque prefería que el señor doctor estuviese concentrado en lo importante. Al día siguiente me hicieron la analítica del triple screening, y el mismo viernes ya pudimos ver los resultados online: bajo riesgo tanto para Síndrome de Down como para Patau-Edwards. Sabemos que esta no es una prueba diagnóstica y que hay márgenes de error, pero la verdad es que los resultados nos dejaron tranquilos, así que ni hablamos de amniocentesis.

20170301_182903_eco11+4_peque

Ecografía primer trimestre (11+4).

El lunes siguiente tenía cita con mi ginecólogo del CAP, que me confirmó lo que ya sabía y me programó todas las visitas para el resto del embarazo, incluidas ecos y derivación para el parto. ¡Esto se ponía serio! Me comentó, ¡sorpresa!, que mi placenta estaba baja en el momento de la eco, que tuviese precaución, que ante el mínimo sangrado fuese a urgencias y que la iríamos vigilando.

Como no me dijo mucho más, busqué información por mi cuenta (para variar). La placenta baja significa que el embrión se implantó en la parte baja del útero, cuando lo ideal es que lo haga más arriba. La placenta baja puede dar lugar a placenta previa, que significa que tapona el cuello del útero y por lo tanto el bebé no puede salir por vía vaginal y se debe programar cesárea, porque si la mamá entra en trabajo de parto podría producirse una pérdida de sangre peligrosa. También leí que es bastante normal que esté baja el principio del embarazo, y que hay margen para que “suba”. Pero no es que la placenta tenga patitas y vaya a subir caminando hacia la parte alta del útero, no. Lo que ocurre es que según el útero se va estirando, la placenta puede acabar más arriba (esperemos que no más abajo). Así que voy a ser positiva y a pensar que eso es lo que va a ocurrir.

El siguiente evento importante ocurrió el 18 de Marzo, ya en la semana 14, cuando en la Feria de Bebés y Mamás me hicieron una eco 5d y nos dijeron que lo que esperamos es… ¡una niña! La chica lo tuvo clarísimo a pesar de que la nena es Toro Sentado y hubo que darle un meneo para que se tumbase y separase las piernecitas, y nosotros ya lo damos por hecho, aunque en el fondo de mi ser necesito que me lo confirmen en la próxima eco…

Marina_14sem

Ecografía 5D, 14 semanas.

Y la última novedad ocurrió (o no ocurrió, es algo que no tengo claro), este domingo, estando de 16+1. Estaba yo estirada por la mañana en la cama, tranquila, relajada y observándome la barriga, porque una amiga me había dicho que ella se veía claramente un bultito donde estaba el feto. Yo miraba y miraba y no notaba ningún bultito… Sólo veía mi barriga latir (mi propio latido, vaya). Hasta que de repente… ¡toc! Veo un toquecito a un lado de la pelvis, casi casi en la ingle derecha. Creo que por ahí hay una vena importante y pudo haber sido eso… Pero también creo que pudo haber sido Marina (sí, Marina), porque por más rato que estuve mirando ya no volví a verlo… Y, además, nada más verlo puse justo encima el Angel Sounds que me habían prestado hacía unas semanas, y estaba justo ahí, ¡se oía fortísimo!

En cuanto al nivel de mi barriga, va cogiendo formita, pero discretamente. Quien me conoce sabe ver que mi barriga ya no es mi barriga, de hecho ya no me veo la parte central de las braguitas, pero desde fuera nadie sospecharía aún que estoy embarazada. Imagino que pronto empezará a coger volumen, y que pronto empezaremos a notar a Marina 🙂

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s